Desde la redacción de Rock I+D condenamos enérgicamente los traumáticos sucesos que tuvieron lugar ayer, día 17 de agosto de 2017, en nuestra querida ciudad condal, castigada por la barbarie y la intolerancia de aquellos completamente ajenos a la bondad y solidaridad de sus gentes.

Dado el carácter excepcional de esta situación, queremos expresar nuestra condena más firme ante estos actos horrendos, que no hacen más que dañar la convivencia y el respeto entre los pueblos, y más en una ciudad como Barcelona símbolo del cosmopolistismo europeo donde habitan y se acercan gentes provenientes de todo el mundo.

En ocasiones es necesario detenerse y no ignorar el sufrimiento que nos rodea. Para la fiesta siempre hay tiempo: hoy toca reflexionar y cuidarse. Citando a los canadienses Godspeed You! Black Emperor, no es posible que “Céline Dion cante mientras nuestras calles arden”. Hoy no. No es oportuno volver la espalda al terror ni quitar gravedad a los hechos. Se lo debemos a los nuestros y a los de nuestros hermanos alrededor del mundo. No podemos ni queremos cerrar los ojos.

Avui ens aturem, però demà continuarem. Perquè no tenim por.