Fausto Taranto han consolidado su proyecto con su segundo trabajo El reflejo del Espanto (Sonobalance Records), un álbum que ahonda en las interioridades y emociones cotidianas, junto a una propuesta mucho más progresiva que su anterior “El Círculo Primitivo”. Ihmaele de la Torre, una de las voces más carismáticas del “rock andaluz” actual, nos da algunas pistas de lo que podremos encontrar en este emocionante álbum.

¿Cómo está yendo vuestro nuevo disco El reflejo del Espanto?

Estamos muy contentos. Se esta vendiendo bien a pesar de los tiempos que corren y contando con que todo lo que buscas lo puedes encontrar en internet gratis, pues nos sentimos privilegiados. En cuanto a reseñas y criticas del disco la verdad es que lo ponen por las nubes, asi que muy contentos en general.

Da la sensación de que habéis subido el nivel con respecto a vuestro primer trabajo, en el que las canciones eran mucho más directas. Aquí hay más profundidad tanto en lo musical como en lo letrístico.

Nada es intencionado o provocado, a la hora de componer tenemos un proceso muy natural y dejamos que las canciones vayan fluyendo. En lo musical hay mas espacios instrumentales en los que se puede ver una parte mas progresiva de la banda, y por la parte letristica supongo que será la madurez que da el paso del tiempo, mas sabe el diablo por viejo…

¿Qué provoca el “espanto” que se refleja en este álbum?

El espanto de este disco se divide en dos partes en cuanto a la temática, la primera y mas clara es el desamor, la pena, la rabia, los celos… Y la otra parte del espanto es la realidad que tenemos que vivir a día de hoy, mientras los que nos gobiernan hacen lo que les da la gana sin despeinarse en su sillón, la gente vive desahucios o pasan autenticas fatigas.

“De espera y de boca” cuenta con la colaboración de Fuensanta “La Moneta” con un taconeo muy “sentío”. ¿Cómo surgió está colaboración?

Pues en nuestro disco anterior ya colaboró en el tema “Parece Mentira”, y la verdad es que nos dejo alucinados. Así que nos aprovechamos de la estrecha amistad que une a Fuensanta y Paco Luque y le pedimos que hiciese algo para este disco. Y llegó, bailó y nos volvió a enamorar.

También aparece en la portada del disco si no me equivoco. ¿Qué quisisteis expresar con esa impactante fotografía?

Fue idea de Paco, que aparte trabaja como decorador de cine. Una especie de conjuro que en el que se mezclan la esencia de lo que hacemos musicalmente.

Desde mi punto de vista, en El reflejo del Espanto, encuentro más flamenco que metal. ¿Era el momento de reflejar, más si cabe, esa profunda raíz que os define?

Nosotros pensábamos antes de grabarlo que el disco anterior sonaba mas flamenco que este, y está siendo al revés. Creo que hay canciones que son mas pausadas y se respira mas entre frase y frase, y eso puede darle un poco mas esa profundidad a la que te refieres, se masca más la letra y da más opción a jugar con la voz y “aflamencarla” un poco mas.

En “De espera y de boca” cantas “quien me quite de esta ruina, mi riqueza le daría”. Ahora parece que hay más arruinados que nunca, ¿qué seríamos capaces de hacer por dejar esa situación atrás?

En este caso la letra refleja una ruina personal y un dolor provocado por un amor que no puedes o no quieres desprenderte de él, aunque sepas que te hace mal. En cuanto a la cantidad de arruinados que hay hoy en día pues… creo que la solución está en que los que mandan se bajen los sueldos una mijita, eso pa empezar. O como dice la canción: “Mientras no sientan el fuego quemando sus suelos quemando sus pies”.

“Ya solo escucho a Triana, Camarón, Lole y Manuel”, así se dice en “El Naufragio”. ¿Seguís encontrando consuelo en los grandes del flamenco y el rock andaluz?

Si no encuentras consuelo en Camarón, Morente, Jesus de la Rosa o Manuel Molina no lo vas a encontrar en ningún sitio. Encontramos el consuelo, la inspiración y muchas cosas mas gracias a estos genios.

¿Cómo se presenta la temporada de invierno? ¿Dónde podremos veros actuar?

Pues la gira de salas comenzó el 29 de Septiembre en Sevilla, 11 de Noviembre en Almería, 1 de Diciembre Granada, 27 de Enero Málaga, 10 de Febrero en Córdoba y 21 de Abril en Madrid. Hay un par de fechas por el Levante que se están gestionando y algunos festivales que no podemos decir todavía.