Hace unos días la banda de Derbyshire, The Struts, ha estrenado una nueva canción de su segundo y próximo álbum, que han titulado “One Night Only”. La grandilocuencia y la pomposidad del rock de estadio vuelve a tomar forma física de la mano de este grupo que esta creciendo como la espuma gracias a su cruce de estilos, que engloba influencias tan señeras como Queen o Def Leppard con la contemporaneidad de bandas como Coldplay o My Chemical Romance.

Tras su debut en 2014 con Everybody Wants, que entró como un tiro en las listas de éxito de medio mundo, vuelven a la carga con su segundo trabajo del que aún no tenemos más información.

En el momento de anunciar el estreno de este primer single, la banda inglesa adelantó que acompañarán a Foo Fighters como teloneros dentro de la gira norteamericana que aquellos han preparado para otoño. Qué mejor anfitriones que Foo Fighters para foguear, aún más, a una banda que pretende ser el próximo grupo “llena-estadios”.

 

Acerca de la conexión que The Struts consiguen con su público y al tipo de canciones que invitan al coro cervecero, el cantante Luke Spiller declaró que éste single “es sobre la relación que se establece entre el artista y su público. “Después de nuestra primera gira a través de los Estados Unidos hemos desarrollado una fuerte relación con nuestra audiencia y hemos empezado a sentirnos más responsables hacia ellos, sobre todo para ofrecer un buen show cada noche”.

“La canción tiene algunos momentos teatrales, en la que hemos hecho uno de los arreglos más ambiciosos de nuestra canciones. Definitivamente está en todo lo alto y es más grande que la vida, después de la experiencia con el público y como han reaccionado con nuestra música, creo que es lo más apropiado” apostilló el frontman.